Los miomas y pólipos son dos de los problemas más frecuentes que afectan al útero. Son muchas las mujeres que no detectan estas anomalías ya que sus síntomas pueden confundirse con menstruaciones normales. Un mioma es el crecimiento de las fibras musculares que forman la cubierta del útero, mientras que los pólipos endometriales son el crecimiento localizado del endometrio.

MIOMAS

Los miomas, por regla general,dificultan el embarazo. Una de las principales señales de los miomas es la alteración en la menstruación, bien por un aumento de la cantidad de sangre como por un incremento del dolor hasta cuotas que impiden llevar una vida rutinaria.

Es importante que acudas a un profesional si

Existe sangrado entre períodos.
La menstruación es abundante y contiene coágulos.
La duración o dolor de la menstruación es inusual.
Necesitas orinar con más frecuencia.
Sientes calambres en la pelvis.
Sientes presión en la parte baja del abdomen.
Sufres dolor cuando mantienes relaciones sexuales.

Dependiendo de los síntomas y prioridades de la paciente, los tratamientos son distintos y pueden ser tanto médicos como quirúrgicos o farmacológicos etc